Chubut: el aparato estatal contra la Segunda Iniciativa Popular

Se viven momentos críticos en la provincia patagónica. La población se mantiene alerta ante cualquier intento de consolidar el proyecto de ley ingresado a la Legislatura de Chubut por el Ejecutivo provincial que, a cargo de Mariano Arcioni, ha desplegado una serie de estrategias para acallar al pueblo que sostiene la bandera de la Segunda Iniciativa Popular para prohibir definitivamente la megaminería a cielo abierto en todo el territorio. El 4 de diciembre se conmemoraron 18 años del contundente "No a la mina" que tuvo origen en Esquel y como hito popular miles de personas salieron a reivindicar esa postura en la calles. En este contexto, dialogamos con Julian Raso, periodista e integrante de la Asamblea de "No a la mina" de Esquel.

Por Lautaro Palacios |

El pueblo de Chubut continúa en alerta ante las amenazas del Gobierno Provincial encabezado por el gobernador Mariano Arcioni para zonificar la provincia con proyectos mineros. La situación obliga a miles de familias y cientos de organizaciones socioambientales y comunidades indígenas a salir a las calles para remarcar el "No Es No" y darle impulso a la Segunda Iniciativa Popular (IP) para prohibir definitivamente la megaminería a cielo abierto en todo el territorio provincial. A la IP, propuesta por la Unión de Asambleas Comunitarias del Chubut (UACCh), se suman las más de mil firmas de investigadores del CONICET, INTA, y docentes de la Universidad Nacional de la Patagonia, además de distintas universidades del mundo: Reino Unido, EEUU, Canadá, México, Brasil, Colombia, Puerto Rico, Portugal, Chile, Uruguay, Bélgica, Alemania, Italia, Holanda, Catalunya.

Por su parte, Arcioni integra la 'Mesa Nacional para el diseño del Plan Estratégico para el Desarrollo Minero Argentino', e ingresó un proyecto de ley a la Legislatura de Chubut que busca modificar la Ley XVII N° 68 (ex 5001) y así avanzar en la explotación metalífera de plata y oro. Desde entonces, los manejes institucionales por parte de los sectores políticos partidarios (desde el oficialismo del Frente de Todos, hasta la oposición con Cambiemos) no han dejado de mostrar su verdadera cara y la intención de pasar por encima de las más de 30.000 adhesiones por el "No" en contra de cualquier intento de actividad minera.

Desde el ingreso inmediato al tratamiento en Comisión sin consulta pública ciudadana, detenciones ilegales de asambleístas antimineros, hasta la puesta en marcha del servicio mediático con el intento de construcción de la figura del "ecoterrorista", el pueblo organizado se encuentra en momentos críticos que determinarán un antes y después de la historia de la provincia patagónica e incluso de Argentina.

En este contexto dialogamos con Julian Raso, periodista e integrante de la Asamblea de "No a la mina" de Esquel, quien desde su labor aporta a noalamina.org y contó a Enfant Terrible cómo se vivencian estos momentos claves.

-¿Cómo se vienen organizando en este comienzo de semana?

-Esta tarde va a haber una asamblea en la plaza de Esquel, no hay actividades planificadas muy hacia adelante sino que lo vamos resolviendo día a día. También está bastante raro políticamente el asunto, no se puede preveer concretamente en qué fecha pueden llevar a querer tratar el proyecto, si lo van a tratar o si van a querer agregar sesiones extraordinarias para más adelante. Están haciendo números por afuera, no es que vaya a ser algo que se debata como debería ser con las cosas serias en cualquier institución democrática. El proyecto entró de la noche para la mañana, lo derivaron a una Comisión en donde pensaban que les daban los números para darle dictamen en una misma semana y tratarlo en las legislativas, pero se les cayó un voto que tenían y quedó planchado. El oficialismo parece que no tiene los números.

Ante este escenario, la incertidumbre tiñe la escena: "nunca se sabe con estos tipos" afirma Julian, pero reafirma que "si hay algo que está claro es que está toda la población en contra y son muy pocos los sectores que se han manifestado a favor de esto, los mismos que hace 18 años están peleando contra la voluntad diversa y masiva de toda la población". Con respecto a esta diversidad de posturas, hay declaraciones de los más distintos sectores: en contra de la megaminería por un lado, de la zonificación por otro, y otros en contra de la forma en que se está avanzando, aunque si están dispuestos al debate.

"Es bochornoso lo que está haciendo el Gobierno, y nadie se quiere quedar pegado en este momento en que la sociedad mostró tan fuertemente el rechazo en las calles. Hay algunos que empezaron a saltar del barco, sectores que históricamente han dicho 'habría que disctutir la minería', cuando hace 18 años que estamos discutiendo con argumentos sosteniendo el "No". Lo que pasa es que en la Provincia cuando dicen 'hay que discutir' o 'debatir' significa 'hay que probar la minería' y desconocer el resultado del debate.

-En relación a las regalías, han habido algunas posturas confusas. Si bien no es el punto de la lucha discutir las regalías, pero llama la atención, ya que se intenta avanzar también con un discurso que habla de mayores regalías cuando no está claro ni siquiera dentro del propio proyecto ¿qué me decís de este punto?

-No sólo no está claro, sino que es una mentira. Por ley nacional hay un tope de 3% de regalías, las provincias no pueden cobrar más que eso. Entonces está claro que todo lo que supere a un 10% en ese pedido va a ser judicializado por las empresas, lo van a ganar ellas y no van a pagar más del 3%. Hay ítems que son todos para la prensa, una estrategia comunicacional de propaganda para intentar ganar algo que no puede ganar. Hablan de 2% de regalías para los organismos de control ambiental, un 3% para desarrollar proyectos productivos, todo eso es para las cámaras. Una ley provincial no puede contrariar una ley nacional, hablan de 9% de regalías, eso no existe. Ellos están hablando de inversiones locales de por 3.000 millones de dólares y eso es el triple de lo que en su informe dice que va a invertir en todo el proyecto. Incluso provincias como San Juan y Santa Cruz ni siquiera llegan a portar el 3% porque deducen inversiones que hacen los propios impuestos. San Juan tiene 1,2% de regalías mineras y eso no mueve la aguja provincial en nada hablando en términos de recaudación.

-¿Cómo se está viendo el manejo de las acciones represivas por parte del Estado?

-Estamos en alerta. Los últimos dos episodios fueron el allanamiento a casas y la detención irregular en la ruta, las dos veces sobre personas referentes de la IP. En Rawson se buscó amedrentar a personas sin razón. Las dos acciones policiales fueron irregulares y ni siquiera había motivos reales para hacerlas, era intentar amedrentar desde el poder político. Está claro que no hay concicencia social y cuando las cosas se hacen contra la voluntad popular y el sector político lo quiere implementar igual, lo tiene que hacer a costa de palos. La respuesta de la sociedad ha sido tan fuerte que hasta ahora no han insistido con eso.

Fuente: noalamina.org

-¿Qué me decís de la figura del 'ecoterrotista' que intentaron instalar los medios hegemónicos?

-Cualquier persona acá en Chubut que ve una cosa en la tapa del diario 'El Chubut' o el diario 'Jornada', después mira la cuadra de su calle que son todos sus vecinos los que tienen el "No a la mina" colgando en la ventana. Es impresionante que sigan creyendo que desde las tapas de los medios gráficos pueden cambiar la forma de pensar de una sociedad.

-¿Cómo está siendo el diálogo con las asambleas antimineras de distintos puntos del país?

-Hay coordinaciones, lo que pasa es que después las peleas terminan siendo provinciales como pasó con Mendoza el año pasado, se trata de leyes provinciales. Las asambleas de otras provincias y países mandan su apoyo, realizan actividades, pero son de cada localidad que después coordinan en algún espacio mayor, como en el caso de Chubut es la UACCh y también hemos tenido momentos de coordinanciones como el Movimiento Plurinacional por el Agua.

-¿Cómo vislumbran el escenario en Chubut para las próximas semanas?

-Ahora estamos a la espera, daría la sensación de que el Ejecutivo está teniendo problemas con esto, porque sus aliados que le habrían agrandado un 'SI' ahora estarían dudando y ya no tienen de donde apoyarse. Arcioni es un gobernador odiado, responsable de la crisis en que estamos hace 3 años, de 3 meses de atrasos salariales y que no funcione nada de lo público. Vamos a ver hasta qué nivel de desesperación llega esto porque hay una presión muy fuerte del Gobierno Nacional, que no ve lo que está pasando en Chubut. Si lo van a buscar imponer tan impopularmente, ahí si vamos a estar hablando de acciones represivas y situaciones violentas, no se vislumbra otra posibilidad porque ya se han utilizado todas las herramientas institucionales posibles.

Veníamos de un momento muy vertiginoso. Es para destacar que el viernes 4 se vió una de las marchas más masivas de la historia de la pronvincia en Trelew, Madryn y Esquel. El 4 de diciembre se cumplieron 18 años de la suspensión de la Audiencia Pública de la minería acá en Esquel, una fecha muy importante que se trasladó a toda la provincia y eso se vió en la calles, estaba casi todo el pueblo.

Fuentes:

Contrahegemoníaweb.com.ar

También te puede interesar:

Lautaro Palacios

Estudiante en la Universidad Pública. Me quiero recibir de "ser un grano en el culo". Paleontólogo frustrado. Fuera Porta.

¿Sabías que Enfant Terrible se sostiene principalmente con aportes de suscriptores?

Quiero colaborar 🤝

¿Y que si te suscribís
tenés beneficios?

Enterate acá 😎

Espacio publicitario para quienes nos bancan 💪

#NoEstamosAjenxs #EconomíaComunitaria

Frente a la crisis que instaura el COVID-19, desde Enfant Terrible habilitamos un espacio que pueda nuclear a los emprendimientos locales de Córdoba.

Seguí leyendo 🙌
linkedin facebook pinterest youtube rss twitter instagram facebook-blank rss-blank linkedin-blank pinterest youtube twitter instagram